Ante la citación judicial por la canción “Menti-ros” al grupo Prozaks

maxresdefault

 

El día 12 (por el pasado 12 de enero) hemos sido citados en los jugados el grupo Prozaks para declarar por la canción “Menti-Ros”, acusados de injurias y amenazas. La canción sigue en youtube aunque la jueza diera órdenes hace semanas a la web para que la borrara, cosa misteriosa. De todas formas, de mi mano no será borrada, ya lo
dejé claro. Es insultante que se nos acuse de amenazas cuando no hay una sola, como también lo es que se nos acuse de injurias cuando el alcalde insulta a la inmensa mayoría de la ciudad (menos a los ricos) a diario. ¿Acaso nos inventamos algo en la canción?

Y ahí está la clave de la acusación. Lo que realmente le duele, además del “se merece un tiro”, es que se denuncien algunas de sus múltiples fechorías, pero ya se sabe que en este Estado fascista decir la verdad es injuriar o hacer “apología del terrorismo”. No les basta con habernos censurado, especialmente a mí hasta el extremo de apagarme un micro o impedirme dar un concierto, durante años. Ahora quieren condenarnos por una canción mientras el alcalde sale de rositas por sus incontables desfalcos llevados a la práctica.

No voy a permitir que nos quieran controlar hasta los sentimientos. No tengo nada de lo que arrepentirme, en todo caso de no haber hecho esta canción años antes. Si decir la verdad y desear la muerte a un enemigo del pueblo es delito, afrontaré las consecuencias antes que mirar hacia otro lado. La libertad de expresión no se mendiga ni se defiende con la boca pequeña, la libertad de expresión se pelea. Quienes digan “se lo han buscado” legitiman su represión, además de dejar a las víctimas como culpables, cosa muy común en este sistema. Unos dicen “si la violan es porque iba provocando”, otros “si los desahucian no haber firmado” y otros “si los detienen es porque se lo han ganado”, y así estamos, con una falta de solidaridad alarmante y con el Estado aumentando la represión aún más si cabe.

Ya tengo dos años de prisión por la condena de la Audiencia Nazi-onal, también por hacer canciones. No por ello voy a echarme atrás. Cada día tenemos menos miedo porque cada día tenemos menos que perder si nos condenan a una vida de precariedad absoluta. En todo caso, tengo más miedo a perder la dignidad que a la cárcel. Si esto va por lo penal y me condenan, entraré en prisión. Yo sufriría, pero a la causa le harían un favor, pues concienciarían a muchas personas que aún creen que aquí hay libertad de expresión. Por lo tanto, como soy comunista y no individualista, no voy a mirar por mi interés personal y voy a
defender la libertad de expresión al precio que sea. Son ellos quienes con sus políticas hacen algo terriblemente cruel, no nosotros por denunciarlo y odiarlos por ello.
Ya iré informando conforme se acerque la fecha, etc. Se agradecen las muestras de solidaridad, pueden servir para que la condena sea menor o al menos, para denunciar una injusticia.

Pablo Hasel

 
Anuncios

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s