¿Cómo se vive una visita a una Presa Política?

Poster Victoria

 

El 14 de marzo estuve en la cárcel de Caceres II, visitando a Victoria Gómez.
Quería recoger en este correo algunas de las cosas que hablamos y mis impresiones.
Desde Octubre del 2014 me carteo con Victoria, concretamente con ella puesto que es la única presa comunista encerrada en Extremadura (mi tierra).
En noviembre realizamos en Badajoz unas jornadas por la amnistía (tenéis el cartel publicado en vuestro blog) y decidimos que los beneficios irían destinados a la camarada Victoria.
Tras mucho cartear y varias de estas cartas resultar “extraviadas” me comunicó a finales de febrero que ya era posible que realizara la visita que tantas ganas tenía.
Poco más de precontexto a la visita, finalmente el 14 de Marzo pude charlar con Victoria.
Entré algo más tarde que la visita a otra presa, aún así los funcionarios me largaron de allí a la misma hora que a esta familia, por lo que estuve poco más o menos media hora allí.
He de reconocer que se me mezcló un nudo de alegría y a la vez una profunda tristeza al acercarme al habitáculo en el que me esperaba Victoria, con una sonrisa enorme, como la que una madre le dedicaría a su hijo.
Lo primero que hizo fue preguntarme por las jornadas de noviembre, ya que la carta en la que le contaba fue una de las que cayó en el olvido. A relación con esto empezamos a hablar de otra charla y otras acciones que estamos preparando para el 1 de abril por el aniversario del exterminio de Isabel Aparicio.
Después hablamos de la salud de Arenas y Arango, también le ha llegado la triste carta de los familiares de Manuel denunciando que ha empeorado mucho su salud, y que hace unos meses (cuando se encontró el supuesto cadáver de Publio Cordón) fue citada a diligencias en Madrid, allí pudo hablar (a gritos y sin verle) con Manuel Arango, y me comentó muy desolada que apenas podía moverse por sí solo… A relación con esto, Victoria se encuentra bastante bien de salud ( todo lo que se puede estar estando encerrada).
Me dijo un par de veces que nos estábamos moviendo mucho, que le encantaba ver a la juventud organizándose. Con esa sonrisa que no borró en toda la visita… ¿Cómo no vamos a movernos, camarada? solo así podemos haceros, al menos, sentir libres.
Cuando le hablé de que otrxs camaradas le escribirían me lo agradeció, pero me dijo que mucho mas importante era seguir dando fuera…
Andaba pidiéndome que le prestará “Imperialismo: la fase superior del capitalismo” de Lenin (que ya hay compañerxs ofrecidos para comprárselo) cuando aparecieron los funcionarios para poner fin a nuestra corta, pero intensa, charla.
Se despidió con un “Salud y Resistencia” y el puño en alto.
Al salir y recoger mis cosas me entregaron un paquetito que incluía un pin hecho a mano con la republicana y la estrella roja… Precioso.
En Abril volveré a visitarla, salud camaradas.
Anuncios

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s